En San Valentín la persona más importante de tu vida eres tú

una mujer se da un baño de flores
Foto de Grace Madeline

Eres la persona más importante de tu vida, aunque como a mi y como a mucha mujeres a veces se nos olvide. Independientemente de si tienes o no pareja o de si tienes o no hijos, tú eres la protagonista de tu día a día. Merecedora de todo tu amor, empatía y comprensión, por el simple hecho de existir.

Por eso te quiero proponer que este San Valentín lo dediques a esa persona tan especial: tú.

Sería bonito que no necesitásemos un día como este para cultivar el autoamor. Pero ya que en estos días, la sociedad de consumo y el marketing de las grandes marcas, nos van a enviar el rancio mensaje de que necesitamos una media naranja para completarnos, vamos a gritar bien fuerte que nacimos completas y moriremos completas. Y no hay mejor forma de hacerlo que amándonos y siendo nuestras propias protagonistas (no sólo) en un día como este. 

Mi propuesta va más allá del consumismo, por su puesto si eres de las que aman darse un capricho material ¡hazlo!. Aunque si lo haces te animo a que consumas conscientemente y compres o disfrutes de los servicios de las pequeñas marcas. Ya sabes que te necesitamos para seguir adelante y que además te ofrecemos productos y servicios llenos de pasión, dedicación y amor, y de eso Amazon no tiene.

Pero como te decía mi propuesta va más allá del consumismo y se centra en la experiencia y en el disfrute. Del disfrute de aquello que normalmente no te permites, de lo que no tienes tiempo para disfrutar o incluso de lo que aunque te encanta, normalmente no te quedan fuerzas para disfrutar… Así que agéndate unas horas en este 14 de febrero y goza de tiempo para ti, regocíjate en autocuidados y mimos y sobretodo estate muy presente.

Dormir una siesta, cocinarte algo especial, salir a correr, darte un baño sin prisas, disfrutar de unas velas, escuchar música sin interrupciones, leer dos horas seguidas, preparar tu ritual favorito, darte esa crema cara que te compraste… no me imagino un mejor plan para San Valentí­n.

Lo importante es que vayas dentro de ti, y conectes con eso que necesitas para sentirte amada y completa tal como eres. Como cuando tienes una cita con una persona especial, en el fondo no se trata tanto de qué harás, sino del encuentro en sí. Te preparas con intención, para disfrutar y sentirte hermosa y bella. Conecta con esa energía de belleza, de sentir que ese encuentro contigo es algo sagrado. Ponle intención al dar y recibir. 

En cierto modo, este es mi verdadero propósito artístico. Con cada una de mis piezas busco conectar con unas cualidades femeninas con el fin de que tenerlas cercas te recuerden lo importante que eres. Me encanta cuando me contáis como habéis colocado una de mis obras en vuestro cuarto de meditación, en ese rincón-tocador especial o cuando las utilizáis para inspirar visualizaciones, rituales o rutinas de autocuidado.

Cinquième Soleil. Beatriz Plata

Sentir que mis obras ayudan a materializar ese compromiso de ponerte en el centro de tu vida, llena de sentido mi proyecto y me recuerda que cada vez somos más mujeres en este camino de florecer. Por ello hoy elijo esta obra, que con su círculo dorado hoy nos recuerda que somos perfectas y completas (como un círculo) tal y cómo somos.

Si a pesar de ello, tú eres de las que te gusta hacer un plan en pareja al estilo tradicional de San Valentín, ¡perfecto! El amor nunca resta, y demostrarlo con un detalle del tipo que sea es una idea fantástica siempre y cuando no sea por obligación social.

Recuerda, que el amor suma y se expande, y sino quizás no sea amor.

Deja una respuesta